fraternidad.com
Urgencias: 900269269
Volver

¿cómo se debe tramitar la atención sanitaria del trabajador desplazado al extranjero?

nota

Trámites... Los trámites que hay que realizar antes del desplazamiento del trabajador varían en función del país al que se dirija el mismo.

Asimismo pueden obtener información del trámite administrativo a seguir en la Seguridad Social, bien vía telefónica o a través de su página web.

TRÁMITES PREVIOS AL DESPLAZAMIENTO

En todos los casos, el trabajador o empresario deberá tramitar ante cualquier Delegación de la Tesorería General de la Seguridad Social el formulario TA-300 "Solicitud de información sobre la Legislación de Seguridad Social Aplicable".

Este modelo se cumplimenta cuando un empresario envía a alguno de sus trabajadores a realizar la actividad laboral temporalmente a otro país y pueda ser de aplicación la legislación española de Seguridad Social e igualmente para trabajadores por cuenta propia que se trasladen temporalmente a realizar su actividad a otro país y puedan seguir manteniendo su alta en el Régimen Especial de los Trabajadores por Cuenta Propia. También se cumplimentará en el supuesto de realizar actividad por cuenta ajena o propia, simultánea o alternativamente, en varios países de la Unión Europea, Espacio Económico Europeo y Suiza.

El resto de los trámites previos están condicionados por el país de destino. Así se distinguen:

Países en los que se aplica el Reglamento Comunitario:

  • Países de la Unión Europea (UE): Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, República Checa, Chipre, Croacia, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Polonia, Portugal, Reino Unido (Gibraltar), Rumanía y Suecia.
  • Países del Espacio Económico Europeo (EEE): Islandia, Liechtenstein y Noruega.
  • Suiza

En caso de desplazamiento a estos países, la empresa o trabajador por cuenta propia solicitará a la Tesorería General de la Seguridad Social (TGSS), mediante el mencionado formulario TA-300, la expedición del formulario A1 "certificado de legislación aplicable", por el que se certifica que el trabajador continúa sometido a la legislación española de Seguridad Social durante su desplazamiento a un país miembro de la Unión Europea, Espacio Económico Europeo o Suiza y, en consecuencia, está exento de cotizar a la Seguridad Social del país respectivo.

De forma adicional, los trabajadores deberán disponer de la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) en vigor. Dicha tarjeta o su renovación debe solicitarse a través del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS).

Si el trabajador no ha obtenido previamente la Tarjeta Sanitaria Europea (TSE) podrá solicitar el Certificado Provisional Sustitutorio (CPS) mediante certificación digital o DNI electrónico a través de la Oficina Virtual de la Seguridad Social.

Cuando el desplazamiento se realice a Francia, es preciso adjuntar también el cuestionario CLEISS que solicita el Organismo competente de ese país para poder efectuar el trámite correspondiente.

Si transcurrido el periodo máximo del desplazamiento inicial de doce meses, el trabajador por cuenta ajena o por cuenta propia debe continuar ejerciendo su actividad en el otro país, la empresa o trabajador por cuenta propia deberán solicitar la prórroga del mantenimiento de la legislación española de Seguridad Social, mediante distintos formularios (A1, E-101 ó E-102) en función del Reglamento CE que les sea aplicable.

Países con Convenio Bilateral:

  • Con Inclusión de asistencia sanitaria:
    Andorra, Brasil, Chile, Marruecos, Perú y Túnez
  • Sin inclusión de asistencia sanitaria:
    Argentina, Australia, Canadá, Cabo Verde, Colombia, Corea, República Dominicana, Ecuador, Estados Unidos y Puerto Rico, Filipinas, Japón, Marruecos (excepto trabajadores de dicha nacionalidad), México, Paraguay, Perú, Rusia, Túnez (excepto trabajadores de nacionalidad tunecina), Ucrania, Uruguay, Venezuela, Islas de Man o Jersey del Reino Unido y Suiza para no nacionales de la UE.

En estas situaciones, la empresa deberá cumplimentar el modelo de solicitud TA-300 y, además, el formulario correspondiente según el país de traslado.

En el caso de traslado a Turquía también se deberá solicitar el formulario TA-300 y el correspondiente para el desplazamiento de trabajadores a Turquía.

Para todos los desplazamientos resulta recomendable concertar por parte de la empresa o trabajador un seguro privado con coberturas de enfermedad común para asumir el coste de la asistencia sanitaria en caso de patologías no laborales, las cuales no se encuentran cubiertas por Fraternidad-Muprespa y, por tanto, sin posibilidad de reintegro por la mutua.

ASISTENCIA SANITARIA EN CASO DE ACCIDENTE LABORAL EN EL EXTRANJERO

Un accidente laboral sufrido por un trabajador desplazado al extranjero precisa los mismos requisitos para su aceptación y tiene las mismas coberturas asistenciales que un accidente laboral en territorio nacional.

En caso de accidente laboral, el trabajador puede recurrir al número de teléfono habilitado a tal efecto e informar del suceso. Un equipo médico valorará la situación. En casos leves se aconsejará que acuda al centro sanitario público más cercano. En caso de ser necesario y en función de la gravedad, se activará el traslado a un centro sanitario público pasando el trabajador a depender de la sanidad del país donde se encuentre desplazado.

En caso de gravedad o de accidentes en los que se precise ingreso hospitalario, el servicio de atención telefónica se encargará de solicitar los informes médicos oportunos que se remitirán a Fraternidad-Muprespa para llevar a cabo el seguimiento del proceso.

Asistencia en países de la UE, EEE, Suiza o con convenio bilateral con inclusión de asistencia sanitaria.

El trabajador debe recibir asistencia, presentando en caso necesario la TSE, a través de los servicios sanitarios públicos o concertados, quienes realizarán el trámite de facturación a través de los organismos oficiales correspondientes (el INSS en España y organismo análogo en el país de destino).

En caso de utilización de centros sanitarios privados al margen del sistema sanitario público del país de destino, el trabajador o empresa deberá asumir el coste de la asistencia sanitaria recibida sin posibilidad de reintegro de gastos, a excepción de casos de urgencia vital.

Asistencia sanitaria en países con convenio bilateral sin inclusión de asistencia sanitaria y el resto de países del mundo.

Los trabajadores accidentados deberán utilizar también los servicios sanitarios públicos haciendo efectivos, en este caso, los importes de la asistencia sanitaria recibida. Estos importes serán reintegrados por la mutua, siempre y cuando se trate de un accidente laboral, previa presentación de la oportuna documentación acreditativa.

REPATRIACIÓN SANITARIA

El abono o resarcimiento de GASTOS DE REPATRIACIÓN se limitará a las evacuaciones directamente organizadas por o a instancias de la Mutua o a las previamente autorizadas por ella, siendo el servicio médico de la misma quien valorará la conveniencia de traslado o repatriación de los pacientes.

Fraternidad-Muprespa solo asumirá los gastos ocasionados con motivo de un traslado o repatriación llevada a cabo como parte del proceso asistencial, siempre y cuando haya prescripción médica y la situación clínica lo permita. En caso de que el trabajador pueda recibir el tratamiento inicial o completo en el extranjero y/o no haya motivo médico que recomiende el regreso del paciente (aun cuando se encuentre de baja médica y quiera volver a su domicilio mientras dura el proceso de curación), la mutua no podrá asumir legalmente los gastos de ese traslado, que deben correr a cargo de la empresa ya que se trataría de una repatriación no sanitaria.

Portal Clásico
MCSS nº 275 - © Fraternidad-Muprespa 2016