Rafael Doménech Gironi

VIAJE AL CENTRO DE LA MUTUA CON ... Rafael Doménech Gironi

Entrevista

No nos dedicamos sólo a hacer juicios, porque no es menos importante evitarlos

Rafael Doménech Gironi

 

Rafael Doménech, director del Centro de Asesoría y Servicios Jurídicos (CASJ) de Fraternidad-Muprespa, uno de los centros neurálgicos para el buen funcionamiento de la entidad.

Es licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid (1970-1975). Colegiado ejerciente del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid desde 1977. Ha sido letrado de la Administración Institucional de Servicios Socio-Profesionales y del Fondo de Garantía Salarial.

En 1995 ingresó en el departamento de Asesoría Jurídica de La Fraternidad. Actualmente es, como ya hemos indicado, director del CASJ de Fraternidad-Muprespa, cargo que ocupa desde 1999.

 

Parece lógico comenzar hablando de las actividades que se llevan a cabo en la asesoría jurídica de una mutua, concretamente en Fraternidad-Muprespa

Fraternidad-Muprespa es una mutua colaboradora con la Seguridad Social, lo que significa que su objeto es, única y exclusivamente, colaborar con el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones en la gestión de la Seguridad Social en los términos establecidos en el artículo 80.2 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social (contingencias profesionales, incapacidad temporal por contingencias comunes, prestaciones por riesgo durante el embarazo y la lactancia natural, por cuidado de menores enfermos, cese de actividad de autónomos y prevención de riesgos laborales con cargo a cuotas).

Eso conlleva que la mayor parte de las actividades del CASJ de Fraternidad-Muprespa se desarrollan en el orden jurisdiccional social y, dentro de éste, en el ámbito de las prestaciones de la Seguridad Social; pero, a la vez, somos una empresa con 2.027 empleados y 120 centros de trabajo; la mayoría de estos centros son inmuebles de la Tesorería General de la Seguridad Social, adscritos a Fraternidad-Muprespa, otros son propiedad de nuestro patrimonio histórico y el resto están alquilados a terceros.

El departamento de Contratación forma parte del CASJ, supervisando y asesorando la contratación de la entidad, sujeta a la normativa de contratación del sector público

Quiero decir que somos una gran empresa que, inevitablemente, tiene asuntos relacionados con todas las jurisdicciones (civil, penal, contencioso-administrativa y social) salvo la militar, hasta el día de hoy.

Dicho lo anterior, nuestra presencia es constante en los órganos de la jurisdicción social, asistiendo a juicios de Seguridad Social en los que nuestros abogados, de plantilla o externos, como representantes de una entidad que forma parte del sector público estatal de carácter administrativo, defienden intereses públicos y su actuación no puede apartarse del sentido de lo público, que es uno de los valores de nuestro Plan Estratégico Corporativo.

Pero no nos dedicamos sólo a hacer juicios. No es menos importante evitarlos.

El CASJ es un despacho de abogados cuyos clientes son clientes internos. Nuestro cliente es la mutua, los Servicios Centrales y la RED (Direcciones Territoriales, Provinciales y Delegaciones), y el asesoramiento a nuestros clientes es la pieza angular de nuestra actividad.   

También forma parte del CASJ el Departamento de Contratación, que supervisa y asesora la contratación de la entidad, que está sujeta a la normativa de contratación del sector público.

El Departamento de Contratación es una unidad organizativa muy importante dentro de la mutua, pues tiene que garantizar que la contratación de Fraternidad-Muprespa se ajusta a los principios de libertad de acceso, publicidad, transparencia, no discriminación, igualdad de trato, integridad y eficiente utilización de los recursos públicos.    

 

Entonces, no se circunscribe únicamente a la jurisdicción social o laboral…

Como anticipaba antes tenemos pleitos civiles, pensemos en problemas con Comunidades de Propietarios, con el arrendador de algún local, con compañías de seguros.

También tenemos pleitos penales, fundamentalmente por accidentes de tráfico en los que somos perjudicados por las responsabilidades penales de terceros.

Y no se puede olvidar que las mutuas ejercen sus actividades bajo la dirección y tutela del Ministerio lo que da lugar a resoluciones de éste que, en su caso, serán objeto de revisión en el orden jurisdiccional de lo contencioso-administrativo.

Al final, debo decir que esta actuación ante todos los órdenes jurisdiccionales es normal y propia de cualquier empresa, con mayor razón si se trata de una gran empresa, e incluso de los particulares.

Rafael Doménech Gironi

 

¿Qué especialización debe tener un profesional jurídico que trabaja en una mutua?

El saber no ocupa lugar, por lo que en nuestros profesionales buscamos amplios conocimientos jurídicos.

Pero la especialización ha llegado al Derecho, como a cualquier otra rama de la ciencia. Por eso, cuando contratamos a profesionales jurídicos, el primer filtro lo establece un buen nivel de conocimiento de la Seguridad Social y del procedimiento laboral.

Pero también nos interesa disponer, aunque sea en menor medida por la diferencia de volúmenes de litigiosidad, de abogados generalistas para el asesoramiento y defensa de los intereses de la mutua en asuntos muy variados.

Hoy día, nuestro CASJ cuenta con once abogados de plantilla, de los que siete se dedican fundamentalmente a Seguridad Social, aunque no en exclusiva, porque es conveniente no perder la visión general del Derecho, dos a asuntos generales y otros dos a la dirección del Centro, que no excluye la asunción de algunos procedimientos.

Además contamos con abogados externos especializados en Seguridad Social, contratados de conformidad con la normativa de contratación del sector público, que nos representan en numerosas provincias.

 

Se podría afirmar que jugáis un papel importante en la salvaguarda de los fondos públicos y en la vigilancia del cumplimiento de las normas por parte de Fraternidad-Muprespa

Por supuesto, pero no sólo el CASJ, sino toda Fraternidad-Muprespa.

La asistencia jurídica al Estado y a las Instituciones Públicas se organiza para garantizar que la actuación de las entidades sea respetuosa con el Derecho y que se vea correspondida con la eficaz tutela de sus intereses cuando dicha actuación se cuestiona en los tribunales.

Debemos velar por el cumplimiento de las normas y por la salvaguarda de los fondos públicos

La pregunta no puede ser más acertada. La asesoría jurídica debe velar por el cumplimiento de las normas y por la salvaguarda de los fondos públicos.

 

¿Cómo ha afectado a la actividad jurídica de la Mutua la crisis provocada por la pandemia?

Considero que Fraternidad-Muprespa tuvo la mejor de las respuestas a la pandemia.

Desde el primer día respondimos, con el teletrabajo, a las necesidades de las empresas asociadas, trabajadores autónomos adheridos y trabajadores protegidos.

Pero es cierto que hubo una suspensión de poco más de tres meses de los plazos administrativos y procesales.

Así, la primera afectación de la pandemia al CASJ fue una reducción del número de juicios (1.800 frente a los 2.200 del año anterior).

Pero en 2021 se celebrarán no sólo los juicios atrasados, sino también gran parte de nuevos juicios derivados de nuevas prestaciones nacidas al hilo de la pandemia.

Pudiera ser que en 2021 alcanzásemos la cifra, nunca vista en Fraternidad-Muprespa, de 3.000 juicios de Seguridad Social (ya nos estamos acercando) y que ese incremento persista en los próximos años.