nosotros podemos

Venceremos al COVID-19

Semana de la prevención
Autor
Departamento de Prevención y Desarrollo de la Cultura de la Salud

Terminamos hoy con esta serie de vídeos realizados por nuestros compañeros (¡GRACIAS! ¡¡Sois lo mejor!!) que hemos querido incluir como acciones digitales dentro de la celebración de nuestra “V Semana de la Prevención F-M”. Somos conscientes del largo camino que nos queda, no sólo en solucionar esta pandemia sino en aprender de los errores cometidos tal como promulga Vision Zero, de forma transparente debemos hacer una autoevaluación de cómo lo hemos hecho y de cuáles son los pasos siguientes. Somos técnicos de prevención, siempre inmersos en ese círculo de Deming de mejora continua. No paramos, si paramos es mala señal, venceremos y también convenceremos.

En esta ocasión es nuestro compañero Alejandro Quintana Rivero, Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales, con una amplia experiencia en estas luchas preventivas quién ha tenido a bien compartir con nosotros unas breves reflexiones.

Vamos a ello:

Sabiduría:

  1. Conjunto de conocimientos amplios y profundos que se adquieren mediante el estudio o la experiencia.
  2. Facultad de las personas para actuar con sensatez, prudencia o acierto.

Estamos pasando una prueba dura. Muy dura. Veo a nuestros sanitarios luchando a brazo partido contra el monstruo. Toda nuestra admiración, todo nuestro respeto, todos nuestros aplausos seguro que les reconfortan. Pero no les protegen. La protección es otra cosa, y de eso los técnicos de prevención sabemos algo…

Algo se ha hecho mal. Y de nuevo me temo que de esto, los técnicos de prevención sabemos algo. Somos expertos en el arte de lo transparente, porque ese es el color de nuestro éxito. No hay nada más intangible que la ausencia de hechos y precisamente esa ausencia es nuestro mejor resultado. Vivimos en un permanente deseo del “no news, good news”. En este caso, sí que tenemos “news”, pero ¿vamos a quedarnos ahí lamentándonos?...no está en nuestra naturaleza. Saldremos de esta más resilientes, más fuertes, más responsables y precavidos que nunca.

Está claro, que esta pandemia no ha sido la primera ni será la última, dependerá de nosotros que la siguiente oleada no nos pille con el pie cambiado, no somos Finlandia y no llevamos años acumulando epis en cuevas protegidas pero quizá es hora de tomar buena nota, de aprender buenas prácticas de otros países. Protegeremos a nuestros sanitarios, que van a seguir en primera línea, protegeremos a nuestros compañeros y sobretodo protegeremos a nuestras familias, mayores y pequeños. Es hora de pasar a la acción, nunca se ha hablado tanto de prevención como ahora, es nuestro momento y no vamos a perderlo.