TME, ¿sabes qué son y cómo atajarlos?

Ergonomía
Autor
Agencia Europea para la Seguridad y la Salud en el Trabajo (EU-OSHA)

Este año y el que viene debido a la Campaña de EU-OSHA: Trabajos saludables, aligeremos las cargas, hablaremos de forma frecuente de los llamados trastornos músculo-esqueléticos. Pero, ¿sabes realmente qué son los TME?. Vamos a tratar de darte algo de luz, según EU-OSHA:

Los Trastornos Músculo Esqueléticos (TME) de origen laboral son alteraciones que sufren estructuras corporales como los músculos, articulaciones, tendones, ligamentos, nervios, huesos y el sistema circulatorio, causadas o agravadas fundamentalmente por el trabajo y los efectos del entorno en el que éste se desarrolla.

Estas dolencias normalmente afectan a las extremidades superiores, sobretodo cuello, espalda, hombros, codos...pero también pueden afectar a las extremidades inferiores.

Causas

Normalmente los TME se deben a múltiples causas, suelen manifestarse a muy largo plazo, comenzando por pequeñas molestias pero que pueden llegar a provocar bajas laborales y enfermedades crónicas. Entre las causas organizativas más comunes encontramos:

  • Manipulación manual de cargas, sobre todo al girar o agacharse
  • Movimientos repetitivos o forzados
  • Posturas estáticas
  • Trabajo a un ritmo elevado

Según algunos estudios, tener una escasa satisfacción laboral, poca autonomía y alta exigencia, son factores psicosociales que pueden desembocar o agravar los TME.

Prevención

Está claro que estos trastornos dependen de múltiples factores, pero como decimos siempre si evaluamos correctamente los puestos de trabajo, realizando una evaluación real, ajustada al trabajo que realizan hombres y mujeres, ya empezaremos a atajar estos (y otros) riesgos que desembocan en dolencias para los trabajadores.

La parte psicosocial asociada a estas dolencias se atajaría tal y como hablamos siempre en Vision Zero haciendo participar a los empleados en los asuntos de seguridad y salud. Sabemos que en una línea de producción, por ejemplo, los que más saben de los riesgos que puede generar son los que trabajan en ella todos los días. Con una pequeña formación o bien la ayuda de un experto, estos trabajadores podrán ayudarnos en la tarea de atajar estos riesgos.

Acciones preventivas que podemos implantar:

  • Adaptar el trabajo a la persona, ergonómicamente, organizacionalmente.
  • Equipo, una pequeña inversión al principio en aparatos ergonómicos, hará que ahorremos mucho dinero en bajas de salud.
  • Tareas, organizar el trabajo por turnos, con paradas, con rotaciones, planificando el trabajo para evitar posturas estáticas o forzadas mantenidas durante mucho tiempo.
  • Trabajadores, implicar al trabajador en las mejoras de los puestos, dar formación sobre riesgos y buenas técnicas de trabajo. Comunicación abierta, eficaz, bidireccional.

En Fraternidad-Muprespa ponemos a disposición de nuestras empresas asociadas nuestro aula online con cursos gratuitos, como el taller de espalda o el curso de riesgos del personal de oficinas o despachos. Por otro lado, siempre tratamos de innovar y desde un punto de vista holístico de la prevención os recomendamos el itinerario saludable Caminando hacia el bienestar, donde podrás encontrar contenidos saludables, así como vídeos, rutinas, talleres, cursos, que de forma gratuita te ayudarán a mitigar los trastornos músculo-esqueléticos así como a favorecer la salud de forma integral. ¡Inscríbete!.

 

¿Te ha resultado útil este contenido?
(reset)
¡Gracias por su voto!

Puntos: 0