Sentencia del Tribunal Supremo de 9 de febrero de 2010. - previene - mayo 2010 - InfoPrevención.FM
Previene

Número 40 del boletín mensual infoPrevención@FM Mayo 2010

INFORMACIÓN JURÍDICA   

Sentencia del Tribunal Supremo de 9 de febrero de 2010.

Lex Nova
 

La Inspección de Trabajo impuso a la empresa una sanción por una infracción administrativa muy grave en materia de prevención de riesgos laborales, debido a la no utilización del cinturón de seguridad por parte de los trabajadores que desarrollaban trabajos en altura, apreciándose la existencia de riesgo grave e inminente para la integridad física de los trabajadores. La sentencia recurrida modifica la calificación de la infracción de muy grave a grave al tener en cuenta que la empresa había proporcionado a los trabajadores el cinturón de seguridad y estaban obligados a utilizarlo. El Supremo declara no haber lugar al recurso de casación para la unificación de doctrina y en consecuencia, mantiene la tesis de la sentencia recurrida.

Las conclusiones alcanzadas por los Tribunales en los diferentes casos obedecen a una valoración de la prueba singular y específica en función de las circunstancias del caso concreto. La doctrina del Tribunal Supremo considera que la apreciación del tipo genérico de riesgo como grave o muy grave no es una cuestión fácil, puesto que es necesario valorar todas las circunstancias concurrentes, teniendo en cuenta los criterios de experiencia y lógica así como criterios técnicos. Por lo tanto, ante la falta de detalle de la situación de los obreros y la realización de las tareas de retirada de chapa, no hay base suficiente para apreciar una situación de riesgo grave e inminente de caída.

La Sala de lo Contencioso Administrativo (Sección Tercera) del Tribunal Superior de Justicia de Madrid dictó Sentencia de 18 de febrero de 2005 —rectificada por Auto de 29 de abril de 2005—, que estima en parte el recurso contencioso-administrativo interpuesto por 'Construcciones, S.A.', contra la Resolución de la Consejería de Economía y Empleo de la Comunidad Autónoma de Madrid de 14 de septiembre de 1998, por la que impone a la empresa 'Construcciones, S.A.', y responsable solidario 'Ascensores, S.L.', de una sanción en cuantía de 40.000.000 de pesetas por la comisión de dos infracciones muy graves en materia de prevención de riesgos laborales, apreciadas en grado medio y mínimo respectivamente, a razón de 30.000.000 de pesetas y de 10.000.000 de pesetas. La sentencia anula la resolución recurrida en cuanto a la primera de las infracciones cuya legalidad confirma, que califica como infracción grave prevista en la Ley 31/1995, e impone a la recurrente y a Ascensores, S.L., como responsable solidaria por dicha infracción una sanción por importe de 1.500.000 pesetas, con desestimación de las demás pretensiones de la demandante.

Notificada la sentencia, se presentó escrito por la representación procesal de 'Construcciones, S.A.' interponiendo recurso de casación para la unificación de doctrina frente a la parte del fallo de la sentencia que confirma la resolución recurrida, alegando que la sentencia recurrida es contraria la jurisprudencia contenida en la Sentencia de 7 de junio de 2004, dictada por la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Aragón en el recurso n.º 72/02, a cuyo efecto señala que en ambos casos la Inspección de Trabajo impone a la empresa una sanción por una infracción administrativa muy grave en materia de prevención de riesgos laborales por la no utilización de cinturón de seguridad por parte de trabajadores que desarrollaban trabajos de altura, apreciándose la existencia de riesgo grave e inminente para la integridad física del trabajador por el peligro de caída de altura, constando acreditado en ambos supuestos que la empresa había proporcionado al trabajador cinturón de seguridad, y entiende que existe una contradicción entre los pronunciamientos de la sentencia alegada y la recurrida, pues en ésta se confirma la infracción muy grave relativa a la no utilización del cinturón de seguridad, mientras que aquélla modifica la calificación de muy grave de la infracción a grave. Alegando que la actitud seguida por el trabajador de falta de uso del cinturón de seguridad, pese a ser facilitado por el empresario y a ser obligado en su uso por éste, en caso alguno puede ser imputada como incumplimiento empresarial, y que, en cualquier caso, la adecuada ponderación de las circunstancias del caso deben llevar a la conclusión de declarar la inexistencia en el supuesto de la sentencia recurrida de un riesgo inminente.

Constituye exigencia reiterada de este Tribunal para entrar en el examen de los argumentos esgrimidos al amparo del recurso de casación para la unificación de doctrina que, como expresa el Art. 96.1 LJCA 1998, entre la sentencia que constituye su objeto y las aportadas de contraste concurran 'hechos, fundamentos y pretensiones sustancialmente iguales' pero 'se hubiera llegado a pronunciamientos distintos'.

Es importante subrayar que en este específico recurso de casación no cabe una revisión de la valoración de la prueba efectuada por la Sala de instancia. En este recurso se parte de los hechos que, como justificados, ha fijado la sentencia impugnada.

No debe olvidarse que la finalidad del recurso de casación para la unificación de doctrina no es corregir la eventual infracción legal en que pueda haber incurrido la sentencia impugnada, sino reducir a la unidad criterios judiciales dispersos y contradictorios, fijando la doctrina legal al hilo de la cuestión controvertida (STS 10 de febrero de 1997).

A tenor de lo señalado en modo alguno puede entenderse que concurre una contradicción que sea merecedora de unificación, porque esencialmente lo que impide que este recurso pueda prosperar es que la conclusión que se alcanza en la sentencia recurrida y en la invocada de contraste, expresado en sus diferentes fallos, obedece a una valoración de la prueba singular y específica en cada caso, que no puede ser objeto de unificación.

Así, la sentencia de contraste invocada, para calificar la falta de utilización del cinturón de seguridad en el caso sometido a su consideración como una infracción grave en lugar de muy grave, efectúa una ponderación de las circunstancias concurrentes en el caso —'... la duda está en determinar si el hecho tiene entidad para constituir una falta administrativa muy grave por entender, como hace la Administración, que resultaba probable racionalmente que el riesgo grave existente se materializase en un futuro inmediato. La apreciación del tipo genérico de riesgo como grave o muy grave es cuestión nada fácil, pues una y otra infracción están en la misma línea, haciéndose necesario ponderar las diversas circunstancias concurrentes, a tenor de los criterios de experiencia, lógica y técnicos, y por lo que se refiere al caso concreto, los obreros estaban situados sobre el forjado (soporte sólido) y no se describe cómo efectuaban las labores de retirada de la frentecilla de chapa, por lo que no hay base suficiente para apreciar una situación de riesgo grave e inminente', diferentes a las concurrentes en el supuesto enjuiciado por la sentencia recurrida, la cual, tras ponderar las circunstancias concretas del caso, llega a la conclusión que en relación con la infracción de no utilización del cinturón de seguridad el riesgo de caída o accidente fue inminente.

Que debemos declarar y declaramos no haber lugar al recurso de casación para unificación de doctrina interpuesto por la Procuradora, en nombre de 'Construcciones, S.A.', contra la sentencia de 18 de febrero de 2005 —rectificada por Auto de 29 de abril de 2005—, dictada por la Sala de lo Contencioso-Administrativo (Sección Tercera) del Tribunal Superior de Justicia de Madrid en el recurso contencioso administrativo n.º 2482/98, con condena a la parte recurrente en cuanto a las costas causadas, con la limitación establecida en el fundamento jurídico cuarto.


VOLVER

Utilizamos cookies propias y de terceros para garantizar el correcto funcionamiento de nuestro portal web, mejorar la seguridad y obtener una mayor eficacia y personalización de los servicios ofrecidos a los Usuarios. Si continúa navegando SIN permitir el USO DE COOKIES, no dispondrá de las anteriores ventajas. Para permitir el uso de cookies pulsa el botón “ACEPTAR”. Puede obtener más información, en nuestra POLÍTICA DE COOKIES


Utilizamos cookies propias y de terceros para garantizar el correcto funcionamiento de nuestro portal web, mejorar la seguridad y obtener una mayor eficacia y personalización de los servicios ofrecidos a los Usuarios. Si continúa navegando o pulsa el botón “ACEPTAR”, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra POLÍTICA DE COOKIES.

¿Desea que su navegador recuerde la decisión de declinar el uso de cookies?
Si decide que el sistema recuerde su preferencia, la cookie que almacena esta información quedará en su ordenador de forma permanente.