Recargo de prestaciones por falta de formación de un trabajador - previene - diciembre 2011 - InfoPrevención.FM
Previene

Número 57 del boletín mensual InfoPrevención. FM Diciembre 2011

INFORMACIÓN JURÍDICA   

Recargo de prestaciones por falta de formación de un trabajador

www.poderjudicial.es
 

(Sentencia Tribunal Superior de Justicia de Canarias 2508/2011)

 

La sentencia resuelve un recurso de suplicación planteado por el Instituto Nacional de Seguridad Social frente a sentencia del  Juzgado de lo Social de Las Palmas en la que se declaraba la nulidad del recargo de prestaciones  del 30% establecido por aquel organismo por falta de formación de un trabajador accidentado de gravedad.

 

       ANTECEDENTES DE HECHOS:

El trabajador que desarrollaba su actividad desde el año 2000, en  Mayo de 2005, sufrió un accidente  que le ocasionó lesiones graves mientras, concretamente, realizaba tareas de limpieza de una máquina sobadora de masa, atrapándole los rodillos la mano derecha. La empresa tenía concertada la cobertura del accidente de trabajo con la mutua y la prevención con el servicio de prevención de esta mutua.

 

Se consideró como causa del accidente la falta de formación e información del trabajador sobre los riesgos de la utilización de los equipos de trabajo.

 

Por resolución  del INSS se declaró la existencia de responsabilidad empresarial por falta de medidas de seguridad, instando a la empresa al pago de  recargo de prestaciones en un 30% por responsabilidad empresarial.

 

El servicio de prevención contratado había establecido un plan de prevención que  contenía actividades formativas para los años 2005 y 2006

 

En Julio de 2004 el servicio de prevención había impartido jornadas de formación a las que el trabajador no pudo asistir por encontrase de baja.

 

 

 

FALLAMOS

 

El fallo de la sentencia de instancia  anula la resolución del INSS, declarando exenta de responsabilidad a la empresa, anulando el recargo y obligando al INSS a su devolución.

Esta sentencia es recurrida por el INSS en apelación ante el Tribunal Superior de Justicia. Este falla a favor del INSS reestableciendo el recargo en base al siguiente argumento:

 

Aunque la empresa tenía suscrito el contrato de prevención desde 2001,  no consta que desde esa fecha hasta julio de 2004 se hubieran impartido jornadas de formación, y además a éstas no pudo asistir el trabajador por encontrase de baja. 

En cumplimiento de lo establecido en los artículos 18 y 19 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, es obligación del empresario que cada trabajador reciba la formación teórica y práctica suficiente y adecuada, en materia preventiva, tanto en el momento de la contratación como cuando se varíen sus funciones o se introduzcan cambios en los equipos de trabajo.

No considera suficiente el Tribunal las explicaciones que el encargado le diera al trabajador cuando ingresó en la empresa ni que la propia experiencia en el uso de la máquina fuera suficiente para evitar el riesgo, porque éste también se deriva de la confianza que su uso ordinario inspira.

 


VOLVER

Utilizamos cookies propias y de terceros para garantizar el correcto funcionamiento de nuestro portal web, mejorar la seguridad y obtener una mayor eficacia y personalización de los servicios ofrecidos a los Usuarios. Si continúa navegando SIN permitir el USO DE COOKIES, no dispondrá de las anteriores ventajas. Para permitir el uso de cookies pulsa el botón “ACEPTAR”. Puede obtener más información, en nuestra POLÍTICA DE COOKIES


Utilizamos cookies propias y de terceros para garantizar el correcto funcionamiento de nuestro portal web, mejorar la seguridad y obtener una mayor eficacia y personalización de los servicios ofrecidos a los Usuarios. Si continúa navegando o pulsa el botón “ACEPTAR”, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información en nuestra POLÍTICA DE COOKIES.

¿Desea que su navegador recuerde la decisión de declinar el uso de cookies?
Si decide que el sistema recuerde su preferencia, la cookie que almacena esta información quedará en su ordenador de forma permanente.