Parte de accidente de trabajo

Documento oficial por el cual el empresario comunica, a la Entidad Gestora o Mutua con la que tenga concertadas las contingencias de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales, la ocurrencia de un accidente de trabajo, la forma en que se produjo, el lugar y las consecuencias del mismo. Deberá cursarse, en el plazo de cinco días hábiles contados a partir de la fecha del accidente o de la baja médica, para aquellos accidentes de trabajo o recaídas que conllevan la ausencia del lugar de trabajo de al menos un día (sin contar el día del accidente), previa baja médica.

Aunque la mayoría de los partes médicos de baja son generados por nuestros propios facultativos, vía centros propios o concertados, a la vista del volante de solicitud de asistencia emitido por la empresa y que normalmente presenta el trabajador accidentado al acudir al centro médico, es requisito central para el reconocimiento de la prestación por IT de accidente de trabajo, aparte de una obligación legal establecida por Orden de 16–12–1987, la expedición por parte de la empresa del Parte de Accidente de Trabajo (PAT).

El PAT constituye la constatación por parte de la empresa de los datos aportados por el trabajador en el cuestionario de solicitud de asistencia y es, en definitiva, una declaración jurada de la empresa sobre la forma, hora y lugar en que se produjo el accidente, conteniendo, además, datos tanto del trabajador como de la empresa y centro de trabajo, así como asistenciales y económicos.

Como hemos señalado este parte de accidente debe ser confeccionado y firmado por la empresa y remitido a la Mutua en el plazo máximo de 5 días hábiles desde la fecha de la baja médica. Una vez recibido, se codificará por la Mutua y caso de existir errores no subsanables se devolverá a la empresa para que en plazo de otros cinco días hábiles sean nuevamente remitidos debidamente cumplimentados.

La Mutua presentará ante la autoridad laboral de la provincia donde radique el centro de trabajo del accidentado, en plazo máximo de diez días hábiles desde la recepción correcta de los partes, los ejemplares correspondientes a la Dirección General de Informática y Estadística del Ministerio de Trabajo y a la propia autoridad laboral.

Para facilitar a las empresas dicha labor, y en el caso de trabajadores atendidos en un centro propio, se les facilitará un boceto del mismo con todos los datos que ya consten en nuestro sistema para que la empresa tenga que cumplimentar el menor volumen de datos posible y pueda validarlo de una forma sencilla con su firma tras realizar las comprobaciones oportunas.

Es importante concienciar a las empresas de la oportuna expedición de los citados PAT, por ser necesarias para el reconocimiento de la prestación económica de IT, y para evitar sanciones por parte de la autoridad laboral.

Conviene insistir en que sin el correspondiente PAT la Mutua no podrá reconocer la prestación económica de IT, salvo que exista Resolución de la Entidad Gestora o Sentencia Judicial.